Aprendiendo ingles

En KOE nos encargaremos de aclarar tus dudas. Se dice que los niños aprenden más rápido a hablar ingles, unos dicen que a los adultos se les hace más complicado, otros desmienten ambas teorías.  Lo cierto es que gracias a la receptividad y grandes resultados de los cursos de ingles de KOE, hoy podemos afirmar que no importa la edad, aprender ingles es fácil para todos si nos proponemos lograrlo.

Un poco de historia

Todavía a inicios de los años 90, se comentaba que sólo los más pequeños tenían la potencialidad de aprender un segundo idioma debido a su capacidad de receptividad a nuevos aprendizajes, específicamente a los idiomáticos. Esto se veía justificado por la necesidad que tienen los niños de integrarse a su entorno, por lo tanto su comprensión es mucho más rápida.

En el momento que los especialistas empezaron a analizar esta situación, notaron que la teoría no era tan cierta. De esta manera, hoy en día las investigaciones arrojan que si bien los más jóvenes cuentan con ventajas para aprender ingles, la experiencia y madurez de los adultos les aporta diferentes herramientas que les permite un buen entendimiento y dominio del mismo.

De esta manera, podemos especificar que aprender ingles no se dificulta según la edad, simplemente son diferentes las formas de retención, aprendizaje y práctica.

Por este motivo, los adultos no deben tener miedo a intentar, ese sólo será el primer paso para abrir la puerta a un mundo lleno de nuevos conocimientos. Es así como deben tener presente las ventajas con las que cuentan para aprender otros idiomas:

Cognitivas: Al tener más desarrollado el sistema cognitivo, los adultos pueden añadir nuevos conocimientos, y al adquirirlos posees más técnicas de aprendizaje a tu favor. Por eso se ha demostrado que el nivel de vocabulario de las personas mayores es mucho mejor al de los jóvenes.

Experiencias: el transcurso de la vida permite que los adultos alcancen asociaciones que los niños no pueden y a su vez resulta ser útil para aprender ingles. Frases célebres, canciones y hasta  consignas famosas, también han influido en la facilidad de aprendizaje.

Contextuales: la traducción de un nuevo idioma se vuelve más preciso con la edad. Es así como los resultados de investigaciones han arrojado que los adultos captan aspectos discursivos y conceptuales de otros idiomas, mientras que los más jóvenes optan por opciones gramaticales correctas pero con un acento menos nativo.

¿Fácil o difícil?

Puede que se haga difícil sólo el hecho de pensar aprender inglés. Pero si no lo intentas te perderás la gran oportunidad de hablar un idioma universal. No tengas miedo, te irá tan bien, como les ha ido a todas las personas que han probado el método Fast&Easy de KOE en nuestros cursos de inglés.